Publicidad

torrejón de Ardoz no es tierra de meigas; pero en la AD Torrejón CF esta temporada van a comenzar a creer en ellas. El cuadro franjiblanco todavía no sabe lo que es ganar en su feudo en su regreso a Tercera. Ni en días como este domingo, en el que a falta de ocho minutos para el final vencía y convencía por dos goles de diferencia.

En líneas generales, el equipo de Joselu fue superior al Parla. El cuadro torrejonero disputó un buen partido, creando infinidad de oportunidades muy muy claras, pero que solían acabar en el limbo. Todo ello, pese a que en el Parla Jose Manuel Jimeno apostó por una defensa de cinco; aunque con Cañas y Vampi en los laterales jugando muy adelantados.

Desde el inicio el Torrejón fue a por todas. Con la moral que le dio la victoria el pasado domingo en Moratalaz tras doce jornadas sin ganar, los locales salieron volcados sobre la portería de Portillo, que por cierto jugaba muy adelantado. Con el balón como protagonista, aunque sin empalagar y jugando vertical, los torrejoneros solo pensaban en la portería rival. Enfrente, extrañamente en un equipo de Jimeno, el Parla estaba muy frio. Los negriazules entraron muy mal en el partido, y se veían desbordados por un Torrejón que como decimos, no anda fino en la definición.

El choque estaba totalmente controlado por los locales, y parecía que solo era cuestión de tiempo que se adelantaran en el marcador. Los buscaban y lo merecían los torrejoneros, que no lograban finalizar los varios centros que se pasearon por el área chica buscando un rematador; o cuando lo hacían o le daban mordido el balón o iba a las nubes. De hecho, a pesar del dominio, Portillo no tuvo que intervenir; al contrario que Rafa que tuvo que atrapar un disparo desde unos treinta y cinco metros de Vampi.

Y como suele decirse, “el que perdona lo acaba pagando”, y en el ecuador del primero tiempo se adelantaron los parleños. Un mal control de Eloy en la frontal del área, perdió el balón en favor de Manu Sánchez, al que derribó por detrás dentro del área, decretando Pulido Valero el punto de penalti. El propio Manu Sánchez fue el encargado de ejecutarlo, enviándolo a la derecha de Rafa, por alto; tanto que aunque el guardameta adivinó la intención, no llegó a repelerlo.

El gol hizo despertar al Parla, que hasta el descanso vivió sus mejores minutos del choque. Ganando en posesión de balón y varios metros sobre el césped, los de Jimeno comenzaron a pisar el campo rival, algo que apenas habían hecho en los primeros minutos. Enfrente, el Torrejón no bajaba los brazos, y tenía opciones a la contra, aunque el jarro de agua fría del gol pesaba como una losa en los jugadores locales. Aún así, a pesar de ello, los de Joselu seguían creando ocasiones a la contra, estrellando Izan un balón en el poste. Al final, tanto fue el cántaro a la fuente, que en el último minuto del tiempo reglamentario, Diego encontró el premio del gol. Garci ganó la línea de fondo por el perfil diestro, y le puso un caramelito al segundo palo, para que el quince solo tuviera que empujarla para equilibrar el partido, justo antes del descanso.

Tras el paso por vestuarios, el Torrejón volvió a dominar el partido. Al igual que ocurriera en el primero tiempo, los de Joselu mandaban con el balón, aunque les costaba más crear ocasiones. De hecho, antes de adelantarse en el marcador, tan solo David Cubas pudo adelantar a un adelantado Portillo con un disparo muy lejano, que acabó saliendo rozando el palo. Poco después, a los ocho minutos de la reanudación, Diego repitió diana poniendo por delante a los locales. El mencionado David Cubas filtro un buen pase interior para el ariete (que andaba de referencia por la lesión de Esaú), que le dejó solo ante Portillo. El franjiblanco regateó al guardameta dentro del área, y a puerta vacía, cruzó el balón al segundo palo haciendo el 2-1.

El ponerse por delante en el marcador no hizo que menguaran los ímpetus ofensivos locales, que pudieron aumentar el marcador por mediación de Diego y Cubas, pero volvieron a mandar el balón fuera de los tres palos de Portillo.

Viendo que se le iba el partido, Jose Manuel Jimeno movió ficha, retirando a uno de sus tres centarles (Parra) por un nueve nato como Manu Matos. De este modo, el cuadro parleño mutó del 5-2-3 inicial a un 4-4-2, con los Manus (Matos y Sánchez) en punta; pasando Vampi al lateral izquierdo, Cañas al interior diestro y Álex González al lateral. Un cambio de disposición táctica, que estaba terminando de asentarse sobre el verde de Las Veredillas, cuando les cayó el tercero. De nuevo David Cubas vio adelantado a Portillo y esta vez sí, desde unos veinticinco-treinta metros elevó el balón por encima del portero, haciendo el tercero.

Con el 3-1 parecía que iba a acabar el gafe de Las Veredillas, viendo la primera victoria local de la temporada. Los locales levantaron el pie del acelerador, algo que aprovechó el Parla para volcarse en los últimos minutos, ya sin nada que perder, buscando la heroica.

Y esta llegó en apenas seis minutos, a balón parado. A ocho minutos para el final, Kity botó una falta desde el perfil diestro, y Manu Matos cabeceó al fondo de las mallas. Un gol que hizo creer al cuadro negriazul, y que le hizo volcarse sobre la portería de Rafa; frente a un Torrejón que eso sí, se defendía como gato panza arriba.

El Parla trataba de cargar con todo, pero se encontraba con un once franjiblanco que parecía inquebrantable, hasta que a cuatro para el final Eloy elevó el pie a la altura de la cabeza de Manu Matos. Pulido Valero entendió que el central impactó con el delantero, por lo que al estar dentro del área decreto de nuevo el punto de penalti. Todo ello ante las protestas locales, que entendían que debía ser juego peligroso y por lo tanto libre indirecto, lo que le costó la expulsión a dos integrantes del banquillo local. Entre las protestas, Manu Sánchez agarró de nuevo el balón, disparando de nuevo a la derecha de Rafa, que esta vez se venció al lado contrario anotando el 3-3.

Con el resultado de nuevo equilibrado, el partido se convirtió en un correcalles. El balón iba de un área a otra, con más precipitación y prisas que calidad y peligro, lo que hizo que el marcador no se volviera a alterar más; acabando así el choque con un punto para cada equipo que sabe a gloria en Los Prados; y que deja cierto resquemor en Las Veredillas.

TORREJÓN Rafa (A); Yepes, Pablo Rojo (A), Eloy (AA 86’), Zambrana; Heras, Álex Cubas (A); Garci, Diego (A) (Dani 84’), Izan (Diamas 89’) (A); y Esaú (David Cubas 64’) (A).
PARLA
Portillo; Cañas (A), Parra (Manu Matos 60’), Álex González (A), Pizarro, Vampi; Acuña (Cata 83’) (A), Tote; Adrián Bravo (A), Alae (Kiti 51’) (A) y Manu Sánchez.
GOLES 0-1 Manu Sánchez (penalti) (25’); 1-1 Diego (45’); 2-1 Diego (53’); 3-1 David Cubas (64’); 3-2 Manu Matos (82’); 3-3 Manu Sánchez (penalti) (88’).
ÁRBITRO Pulido Valero (1). Amonestó al técnico visitante, Jose Manuel Jimeno. Expulsó al segundo entrenador local y al fisio, Alberto Martín y Miguel Sánchez. Amonestó a los jugadores Álex y David López que no participaron en el encuentro; y a Esaú una vez había sido sustituido
INCIDENCIAS Las Veredillas, unos 600 espectadores.
Los Importantes 2019/2020
TORREJÓN
PARLA
3. Diego 3. Manu Sánchez
2. David Cubas 2. Kity
1. Izan 1. Vampi
E: Joselu 3 E: Jose Manuel Jimeno 2
Publicidad

1 COMENTARIO

  1. Querido cronista. En ningún momento hemos pedido juego peligroso en el 3-3. Pedíamos falta en el inicio de la jugada previa al penalti, con David Cubas en el suelo, tal y como reconocía durante el desarrollo de la jugada el propio infractor (jugador 6 del Parla, levantando la mano haciendo claras señas de pedir disculpas tras golpear al delantero torrejoneros en la cara).

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí