Publicidad

Informa: Emilio Calvo

e

l Galapagar sufrió un duro revés el pasado martes por la tarde cuando el Juez de Competición emitió las resoluciones pertenecientes a la jornada anterior y conoció del recurso del Canillas por una más que posible alineación indebida de Filipe Menegate. Una victoria en el campo de un rival directo por una ventaja interesante de cara al enfrenamiento particular (0-2) se va a convertir, salvo giro inesperado de los acontecimientos, en un 3-0 en los próximos días. La semana empezó mal en territorio serrano, pero acaba con una sonrisa, gracias al triunfo por 3-2 ante el Tres Cantos, cimentado en un gran primer tiempo.

Los de Borja Bardera ya avisaron desde muy pronto por dónde podía transcurrir el encuentro. Si los tricantinos trataban de amasar más el balón desde su línea defensiva, el Galapagar inquietó más sin tanta elaboración y con acciones, sobre todo, de estrategia. Del Val y Redondo ya habían disparado arriba antes de cumplirse el minuto 7 en El Chopo. Poco después, y directamente desde el saque de puerta de Gonzalo, Buceta aprovechó que la zaga visitante no despejó para tener vía libre hasta la meta, aunque prefirió definir desde lejos con una vaselina sobre Marc de Castro que resultó precisa y preciosa.

Una jugada sin peligro aparente culminó en el 1-0, un tanto que Buceta y el conjunto serrano dedicaron a Filipe, mostrando su camiseta con el dorsal 23 y con el nombre de Menegate. El lateral brasileño, inscrito en el «B», no podía subir al primer equipo con esa licencia, ya que no es Sub-23. El Galapagar no se percató de dicha incidencia al tramitar la ficha, ni tampoco otros rivales a los que se enfrentó, a excepción del Canillas. Filipe, por lo tanto, abandonará la disciplina del Gala al no haber, tampoco, fichas libres en la primera plantilla. Pese a todo, el jugador presenció el partido desde la grada y posó junto a sus compañeros en la protocolaria foto en el vestuario para celebrar la victoria.

El gol, por cómo se produjo, podía sentar como un mazazo para los de David Muñoz. Lo cierto es que, hasta entonces, el Tres Cantos prácticamente ni se había acercado al área de Gonzalo. Después sí lo hizo. De hecho, en la jugada inmediatamente posterior, con un disparo cruzado de Raúl Uche que obligó a Gonzalo a lucirse por primera vez. También, en el ecuador del primer acto, con una internada de Christian por banda izquierda que concluyó con un remate que se perdió cerca del poste derecho local.

Los visitantes no gozaron de grandes situaciones en el área adversaria, pero tampoco el Galapagar. La diferencia radicó en la efectividad de uno y otro. Mientras que Gonzalo intervino con acierto, en el lado contrario, cada intento contra la portería defendida por Marc de Castro prácticamente suponía un gol. Y no necesariamente esto deja en mal lugar al internacional Sub-21 andorrano. Más bien, a la defensa y, en concreto, a Silvano, en cuya espalda golpeó (de manera fortuita) el balón antes de que Guille fusilara para el 2-0 casi en el área pequeña. Más responsabilidad se le puede achacar al extremo en el 3-0, teniendo en cuenta la nula intensidad con la que afrontó el cuerpo a cuerpo con Buceta. El delantero fue más ambicioso dentro del área e hizo buena la lucha previa de Rubén Darío para firmar su doblete con la testa.

Se alcanzó el descanso con un marcador algo excesivo y que quizá invitaba a pensar en una superioridad aplastante del Galapagar. Lo que no se puede negar es que los de Bardera fueron mejores que el Tres Cantos, como también lo fueron los tricantinos a la vuelta de los vestuarios. David Muñoz metió una marcha más con la entrada de dos hombres corpulentos como Valverde y Moha. Los visitantes seguían conservando su versión de toque, pero incorporaban la baza del fútbol directo y la segunda jugada.

Una segunda parte en la que el Galapagar solo realizó un único disparo: lo probó Buceta a los 51 segundos y el esférico terminó fuera de la instalación. Lógicamente, el contexto del partido invitaba al Gala a gestionar el resultado sin asumir riesgos innecesarios con el balón y a dejar la posesión al Tres Cantos, como ya sucedió en la primera mitad. Antes del descanso fue infructuoso, pero en la reanudación no.

El encuentro parecía sentenciado y solo un gol más o menos tempranero podía dar algo de emoción. Así fue. Rubén Bas entró en el área y cedió para Christian, que salió hacia su pierna menos hábil, la derecha, aunque suficiente para batir a Gonzalo con un disparo suave y colocado. Quedaba más de media hora y la renta serrana era de dos goles. Una desventaja tricantina reducida a apenas uno en el minuto 67, con el doblete de Christian, que marcó con la cabeza el centro de Valverde. Había varios exgalapagueños en el Tres Cantos (Raúl León, Febre y Christian) y los de Bardera recibieron su particular ley del ex por parte del lateral zurdo, que tuvo un gesto cariñoso y respetuoso hacia la que fue su afición.

La inercia del partido estaba claramente para un 3-3. Incluso, Adnan remató arriba apenas dos minutos después en una posición aparentemente cómoda para, al menos, haber exigido a Gonzalo. A partir de ahí, el choque entró en una tónica de interrupciones, faltas y piques. Incluso hasta se contagió el juego del Tres Cantos, algo más embarullado. Esto se tradujo en la ausencia de situaciones para empatar la contienda… hasta el minuto 88, cuando Adnan se sacó una volea con la pierna izquierda a la que Gonzalo respondió con una de las mejores intervenciones de la jornada. Estaba tapado por muchos jugadores y, aun así, se estiró y llegó junto al poste para negar un gol que parecía hecho.

Sin los goles de Buceta, el Galapagar se habría ido de vacío, pero sin esa mano de Gonzalo se habrían escapado dos puntos in-extremis de El Chopo. Una parada que vale mucho, quizá más por la desilusión con la que afrontaba el Galapagar el partido. Una victoria que le deja con 14 puntos (cuando se confirme esta semana la resolución de Competición), los mismos que el Tres Cantos.

GALAPAGAR Gonzalo; Guille (A), Pliego (A), Rubén Darío, Carlos Daniel (A) (Cuadri, 82′); Greci (A), Del Val (A) (Nacho, 59′), Redondo; Luis Barrionuevo (Marcos Gil, 82′), Borre, Buceta (Mauro, 70′).
TRES CANTOS
Marc de Castro; Rivas (A) (Dani Martínez, 82′), Álvaro Martín (A), Raúl León, Christian; Febre, Capi (Álvaro Pérez, 77′); Silvano (Valverde, 46′) (A), Adnan, Rubén Bas; Uche (Moha, 46′).
GOLES 1-0 Buceta (9′); 2-0 Guille (34′); 3-0 Buceta (43′); 3-1 Christian (56′); 3-2 Christian (67′).
ÁRBITRO Hidalgo Alejo.
INCIDENCIAS El Chopo, unos 500 espectadores.
Los Importantes 2023/2024
GALAPAGAR
TRES CANTOS
3. Buceta 3. Christian
2. Gonzalo 2.
1. Guille 1. Adnan
E: Borja Bardera 2 E: David Muñoz 1
Á: Hidalgo Alejo 1
Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí