Publicidad
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Un equipo, un señor equipo pasó por Fuenlabrada. Se llama Linares y demostró en el Fernando Torres que está arriba por méritos propios. Despacharon los andaluces una primera mitad en que empequeñecieron a los fuenlabreños; en poco más de media hora primorosa pudieron resolver el partido y no lo liquidaron porque se puso entre medias Pol. El portero local hizo pocas paradas, la verdad, pero todas de un mérito extraordinario. Si los suyos llegaron vivos al descanso y tuvieron opciones en la reanudación fue gracias al catalán. Porque en la segunda mitad el Fuenla, fue el Fuenla a base de coraje se metió en el partido y fabricó suficientes ocasiones para palpar el empate. Su falta de puntería le privó de un premio que acaso fuera excesivo por el fútbol, no por la fe, por la entrega y por la pelea.

Casi no habíamos colocado los onces en la planilla y el Linares daba el primer aviso serio, pero serio, serio. Para su desdicha encontró despierto al meta local que evitó el 0-1. Acto seguido, otra vez Pol tenía que  echarse a los pies de Hugo Díaz para impedir que se abriera el marcador. Los dos paradones sirvieron para evitar que al cuarto de hora el partido estuviera sentenciado porque al poco llegaba el primero. Muy buena combinación jienense  por banda derecha, el balón lo coloca con elegancia (el taconazo es de vuelta al ruedo) Fermín a su espalda y Hugo lo pone en las mallas. Pudo ser peor. Y lo fue.

Cinco minutos después una fantasía de, otra vez, Fermín (magistral su recorte dentro del área) permite un pase medido para Arnedo que remata de cabeza a la red. Pudo meterse el Fuenla en el partido con un gol anulado a Alegría por fuera de juego. Aunque el gol no subió al marcador animó a los azulones que se metieron en el partido sacándose de encima la asfixiante presión de los andaluces, hasta ese momento dominadores absolutos. Fue poco más de un fogonazo porque los  visitantes entendieron el peligro de los madrileños y volvieron a adueñarse de la pelota, más como remedio a quitarse problemas del área que como apuesta por ampliar ventaja. El caso es que la primera media hora se jugó, casi por completo, en campo del Fuenlabrada.

El cuarto de hora posterior fue más igualado, incluso podríamos decir que los locales tuvieron más balón aunque la impresión es que era el Linares el que dictaba el discurso y permitía hasta la línea de tres cuartos propia. A partir de ahí cero concesiones y ningún apuro para Ernestas que se fue al vestuario sin hacer méritos para cobrar el jornal. Gracias a sus compañeros, reconozcamos la evidencia. Al descanso el marcador era incuestionable.

Un libre directo local bien resuelto por Ernestas fue la primera muestra de que los fuenlabreños no se resignaban. La prueba: un centro de Fer desde la izquierda pone un balón medido al segundo palo, la baja Diego García y la revienta con la derecha abajo para acortar distancias. El gol animó a los  locales que pasaron a dominar y a llegar con cierta asiduidad al área rival. Hubo dudas en una caída de Enzo dentro del área que bien pudo acabar en los once metros, como también debió acabar antes de hora Iván Salvador indultado de la segunda amarilla tras una falta que mereció tal. Muy listo Meré no quiso riesgos y quitó al interior para evitar quedarse con diez. El caso es que el partido pintaba mucho mejor para los azulones.

Con Fer Ruiz en plan puñal por la banda los problemas para la zaga linarense crecieron de manera significativa. Mostraron entonces las hechuras de equipo los de rojo (por coincidencia de colores) que se resistieron a meterse en su área conscientes del peligro que ello entrañaba. La apuesta no fue solo dar un paso adelante, sino también adueñarse del balón y moverlo con criterio para que el duelo se volviera a jugar en campo fuenlabreño. Así que el partido se convirtió en un delicioso enfrentamiento de estilos porque cada robo del Fuenla era un toque de carga con intenciones poco amistosas.

Diego García se topó con Ernestas en un remate con intención abajo que el lituano atajó con oficio. Lo mismo le pasó Fermín que perdió un mano a mano con Pol y luego remató de chilena el rechace del portero, alto. Ninguno se conformaba. A base de balón parado insistían los de Mere con tanta voluntad como falta de precisión. A la contra los andaluces agarrados a la clase de Fermín, una delicia de futbolista. Un buen remate desde la frontal de Cristobal nos confirmó que el portero visitante también tenía buenas manos. A Fer Ruiz se le fue por pelos un balón que olía a escuadra tras colada de Barbosa. Hablamos ya del descuento y el Fuenla seguía al asalto. En la cabeza de Alex Alegría estuvo el 2-2, no tuvo tino el delantero azulón en las dos ocasiones de que dispuso y el encuentro se agotó para dejar impresa la primera derrota del Fuenlabrada como local.

FUENLABRADA Pol; Iribas, Juanma (Bolaño 86´), Aleix, Aguirre (Barbosa 86´); Cubero (Fer Ruiz 46´) , Cristobal (A), Javi Robles (A) (Diego García 46´), Iván Salvador (A) (Amigo 72´) ; Enzo (A) y Alex Alegría.
LINARES
Ernestas; Javi Duarte (A) (Edu Viana 46´), Caro, Lolo González (A), Serrano (Candelas 71´); Gelardo, Arnedo (Fran Callejón 80´), Rodri; Sancris (Lucho Escuadrone 71´), Hugo Díaz (Fran García 57´) y Fermín.
GOLES 0-1 Hugo Díaz  (13´)   0-2 Arnedo (18´)         1-2 Diego García  (58´)
ÁRBITRO Román Román (Colegio castellano-leonés)
INCIDENCIAS 1500 espectadores.
Los Importantes 2022/2023
FUENLABRADA
3. Pol
2. Fer Ruiz
1. Diego García
E: Mere Hermoso 2
Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí