Publicidad

En El Soto, con una temperatura de 11ºC y con varios centenares de espectadores en las gradas, el esférico comenzó a rodar a las doce en punto del mañana impulsado por la bota de Portilla.

Víctor González presentó un once con tres cambios con respecto al equipo que perdió frente al Arenteiro la jornada anterior. Formó con un cuarteto defensivo, una línea medular con jugadores de toque y brega como eran el capitán Chupe y el estilista Félix Ledesma, a los que se unió Calarge, y arriba una tripleta atacante, con Portilla por la derecha, Abel por la izquierda y en el centro, y como ariete rompedor, Álvaro Sánchez. En resumen, un cuatro, tres, tres.

El entrenador del Marino de Luanco (que venía de ganar al Compostela la semana pasada), Manel Méndez, situó a sus efectivos en la zaga con tres centrales, algo más arriba y como pivote Nacho Matador, un cuarteto en la medular, con Iván que acompañaba y también se escoraba al ataque por la derecha, y en la vanguardia dos jugadores con toda la movilidad del mundo, como eran el incansable Luis Moran, y el luchador Steven. Un tres, cinco, dos.

Los primeros compasen del encuentro tocó más el balón el Marino, mientras que el Móstoles intentaba llegar a la portería de Buru mediante balones largos, pero poco a poco la posesión de la pelota se fue equilibrando.

Alrededor del cuarto de hora, una arrancada desde la cueva de Julio Delgado, que remató a puerta desde el borde del área, obligaba a Tejero a emplearse a fondo para detener el disparo en dos tiempos. La réplica la dio Álvaro Sánchez que, en boca de gol, finalizó una jugada que inicio Abel, pero Buru consiguió despejar el lanzamiento a saque de esquina.

El choque estaba siendo muy intenso, y jugado a un ritmo muy veloz, pero apenas se creaban ocasiones de gol, en un terreno de juego algo pesado, merced a la lluvia caída la ultima noche, que potenciaba además el riego de los aspersores antes de iniciarse el encuentro.

La hinchada mostoleña no paraba de jalear y animar a su equipo: “ale, ale, ale, Móstoles ale, Móstoles ale”, independientemente que el Marino estuviese llevando durante la primera media hora el peso del juego, pero eso poco le importaba a la espectacular afición azulona.

Y cuando estaban a punto de cumplirse los primeros cuarenta y cinco minutos, un balón alto impulsado desde la defensa rojilla lo cabeceaba un jugador azulón, que lo único que hacía era dejar la pelota en las botas de Steven que circulaba por el centro del ataque, se adelantaba con el esférico unos metros,  y antes de llegar a la boina del área lanzaría un derechazo que se colaba irremisiblemente en la portería,  a la izquierda de Tejero que no podía hacer nada por evitar el gol, 0-1, para el Marino de Luanco, y poco después final de la primera mitad.

Steven sacó de centro para dar comienzo a la segunda parte, sin cambios en ninguno de los dos equipos, que se iniciaron con sendos saques de esquina, uno para cada bando, sin mayores consecuencias.

Al Móstoles se le notaba algo nervioso, estaban perdiendo con un rival de su liga particular, y esto les está maniatando para desplegar un juego mas vistoso, mientras que el Marino de Luanco se encontraba muy a gusto, manifestando sus jugadores un gran momento de forma física, pues no paraban de correr, en especial el veterano Luis Moran Sánchez, que, con 35 veranos a sus espaldas, no se cansaba de trotar por todo el campo.

Cumplido el minuto sesenta, jugada que se iniciaba en la defensa local, Paco Torres enviaba un balón hacia la línea medular, siendo entrado en falta por Steven, pero el Sr. Abril Portillo dejaría seguir, aplicando la ley de la ventaja, recibía la bola Álvaro Sánchez, quien veía como llegaba por la derecha Portilla, filtrándole  un pase entre la defensa visitante, el esférico llegaba a los dominios del delantero, y este sin pensárselo mucho cruzaba el balón ante la tímida salida de Buru, colocando la bola entre los tres palos, 1-1, que ponía las tablas en el marcador.

Tras este gol el Móstoles se vino arriba, y disputo los mejores minutos del encuentro, y así llego una nueva ocasión de marcar poco después, pero el robo del balón que propició Chupe, cediéndole el cuero a Álvaro Sánchez, no surtió el efecto deseado, ya que el remate del delantero centro se estrelló en el cuerpo de Buru, que despejó el peligro. Instantes después Abel dispararía desde lejos a las manoplas del meta visitante.

Los discípulos de Víctor González estaban achuchando al Marino, fruto de ello se hizo con un balón Calarge, el numero 9 no conseguía terminar la jugada, pero la bola quedaría suelta, a unos cinco metros de la frontal del área, para que el talentoso Félix Ledesma viniendo desde atrás y en carrera se sacase un pepinazo que entraba como un obús en el arco defendido por Buru, un golazo que premiaba el fenomenal partido que estaba cuajando el gran jugador de Ribera del Fresno (Badajoz). Y con este resultado de 2-1 los de la Avenida de Iker Casillas daban la vuelta al marcador, a falta de veinte minutos para la finalización.

El Marino quemó sus naves con los cambios, en pos de al menos la igualada, y los locales, pusieron el máximo empeño en la defensa del resultado, lo que nos dejó unos minutos finales de poco juego, pero de intensa emoción.

Los de la Universidad Rey Juan Carlos combinaron entre sí, Félix Ledesma pasaba la bola a Álvaro Sánchez, y este se la daba a Irizo que chutaría a puerta, terminando el esférico en el córner. Aun a pesar de no ser bueno el resultado para los de Luanco, tampoco es que estos en la segunda mitad dispusieran de muchas oportunidades, ni tan siquiera el ir por detrás en el marcador les espoleo, y los minutos iban transcurriendo sin ninguna ocasión de peligro digna de destacar, y con los cuatro minutos de descuento que se cumplieron sin pena ni gloria, el choque finalizó.

Un encuentro que pone siete puntos de por medio entre el Móstoles y el Marino, y que hace soñar a los de la A-5 con luchar por los play offs, mientras que los asturianos pensaran más bien en la permanencia.

MÓSTOLES URJC
Tejero; Paco Torres (A) (Carrasco 73′), Mantovani (A), Alexander, Fernando (Álex Alonso 89′) (A); Calarge, Félix Ledesma, Chupe (Romera 80′); Portilla (Tito 80′), Álvaro Sánchez, Abel (Irizo 73′).
MARINO DE LUANCO
Buru; Trabanco (Morilla 69′), Guaya, Dailos (A); Nacho Matador (César Suárez 69′); Iván, Lora, Guille Pinín (Sergio 75′), Julio Delgado (Omar Álvarez 80′); Luis Morán (Diego Díaz 80′), Steven (A).
GOLES 0-1 Steven (45′); 1-1 Portilla (61′); 2-1 Félix Ledesma (73′).
ÁRBITRO Abril Portillo, colegio murciano.
INCIDENCIAS El Soto, unos 400 espectadores.
Los Importantes 2021/2022
MÓSTOLES
3. Félix Ledesma
2. Chupe
1. Portilla
E: Víctor González 2
Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí